Inicio de un camino

Inicié mi camino buscando ante todo una dieta saludable, sana, natural. Eliminando al máximo los tóxicos que nos rodean cada día más, tanto en alimentación, como productos estéticos y materiales con los que estamos en contacto a diario.
Reconozco que la elección de este camino es la elección mas racional, pero, no siempre la más fácil. Pero os aseguro que una vez se toma la elección de la ruta y se comienza a caminar cada día resulta mas reconfortante y mas fácil seguir adelante.
Es un camino arduo que nos hará mejores…. Y no me refiero exclusivamente al físico: nos hará seres valientes, luchadores, seguros de nosotros mismos, mucho más felices….. Y todo ello hará que deseemos mostrarnos tal y como somos, sin escondernos de nada ni nadie : más auténticos y poco a poco saldrá la mejor esencia de nosotros mismos.
Para ello la primera lección que aprendí fue a quererme un poquito más a mi misma: observar lo que nos venden y decir : ” NO. Eso no lo voy a meter en mi cuerpo. Me quiero mucho más que eso”.
No es sencillo, no voy a mentir: la comida basura es tremendamente atractiva: ten en cuenta que hay grandes empresas que realizan continuamente estudios y pruebas para hacerla irresistible. …….. Y más irresistible aún si te pilla con hambre .
Pero ahí está el aprendizaje…. Es un entrenamiento…. un camino hasta llegar a crear ese filtro en nuestro cerebro capaz de decir : “NO”.
Entonces llega el momento de plantearnos la opción B: giramos la cabeza y vemos toneladas de lechuga y zanahorias que nos miran con burla .
Es el momento en el que entra a jugar nuestra creatividad : podemos crear miles de recetas deliciosamente sanaz, divertidas, sabrosas, nutritivas …… Y que para colmo tienen muy pocas calorías y nos devolverán a nuestro peso ideal. Un peso ideal ….. pero en una persona sana: no queremos cuerpos delgados pero enfermos. Ante todo salud.

Y es una gran verdad que para estar saludables hay que eliminar el sobrepeso. En ello estamos!.
Lo curioso de todo esto es que una vez que aprendes a comer sano …… aunque ahora no lo creas ….. terminas rechazando la comida basura y la hipercalorica. Sólo verla, te empacha. Y miras con delicia la comida sabrosa pero ligera .
Comer sano no es un castigo, es un lujo del que disfrutan las personas que “aprendieron a comer”. Y este camino, como todo aprendizaje, no ocurrirá de un día para otro: será una evolución progresiva con sus baches y sus cumbres. ¡ Somos humanos !.
Durante este tiempo me gustaría además aprender a disfrutar de cada uno de los pasos, porque verdaderamente merece la pena: desde que elegimos en el mercado nuestros productos y elegimos bien: como buenos sibaritas que somos 😉
A ser posible elegiremos productos ecológicos , de temporada y de productores locales. ¡¡Ah!!. ¡Y nunca iremos a comprar con hambre!.
Después vamos a cocinarlos deleitandonos con los olores, colores …… sonidos …… para un segundo, cierra los ojos ….. ¡ no te pierdas algo tan bueno!
Pondremos unos platos bonitos y apetitosos. ¡¡ Con la vista también se come !!. Ponlo bonito: es parte de tu premio, lo mereces por el gran esfuerzo que estás haciendo .¿ No crees ?. Si vamos a darle un cambio radical a nuestra vida , hay que llenarla de color.
Crearemos platos para todo tipo de personas, ideologías, intolerancias, gustos, etc .
Una recetas serán más básicas (para todos los dias) y otras más originales, para un día más especial. Pero todas muy sencillas; que hay muchas cosas que hacer en el día y no podemos pasar demasiadas horas en la cocina .
Y finalmente : ¡¡ Disfrútalo !!. Siéntate a comer tranquil@, degusta con calma. Saborea . Activa cada una de tus papilas gustativas.
Bueno: pues este es el camino que proponemos . ¿¿ Te vienes ??. 😉

Dra. Pérez de Isla.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *