Alimentación saludable en la infancia

Una alimentación saludable en la infancia se asocia con una mejor autoestima y menos problemas emocionales y de relación con otros niños. A su vez, una mayor autoestima se relaciona con una adherencia más fiel a las pautas de alimentación saludables. El bienestar psicosocial que proporciona la dieta saludable se traduce en una mejora de la autoestima del niño y de las relaciones con los padres y amigos.
Las pautas dietéticas saludables en la infancia incluyen limitar la ingesta de azúcares refinados, disminuir el consumo de grasas y favorecer el de frutas, verduras y pescado.

Para llevar a cabo una alimentación saludable es imprescindible usar los “cinco sentidos”, siendo partícipe el olor, la textura y el sabor de cada alimento. Por otro lado, las familias en las que los padres dejan a sus hijos usar dispositivos electrónicos durante las comidas tienen una alimentación menos beneficiosa que quienes aprovechan ese momento para compartir experiencias y hablar del día a día. Desde hace años, los expertos viene recomendando apagar el televisor durante las comidas pero ahora, con la llegada de los nuevos dispositivos como los móviles o las tabletas, los niños y adolescentes tienen otros entretenimientos con los que los padres deben lidiar a la hora de comer. Las niñas son más propensas a usar medios electrónicos que los niños y su uso se incrementa con la edad. También es más común entre las familias con padres de un nivel educativo más bajo.

A la hora de comer, los niños deben centrarse exclusivamente en esta actividad. Dejemos a un lado la tecnología como la televisión y el móvil y permitamos a nuestros hijos disfrutar de la comida sin interrupciones. Saborear los platos que hay en la mesa y dedicar ese tiempo para coger energía es imprescindible para una buena digestión y un crecimiento apropiado para su edad.

 

Dra. Sanjuán Álvarez.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *